Ya empesamos el confinamiento en España, La Junta de Castilla y León confina León y Palencia ante el aumento de casos

La Consejería de Sanidad anuncia las nuevas restricciones que afectarán a más de 200.000 habitantes a partir de este martes.

tendencias crecientes en las últimas fechas y el Ejecutivo autonómico ya había advertido de que de seguir así pronto serían necesarias intervenciones más severas.

Ambas capitales tendrán restringida su movilidad perimetral desde este martes y durante al menos dos semanas siguiendo los criterios marcados por el Ministerio de Sanidad, pese a que en el caso de Palencia no correspondería por ser una población menor de 100.000 habitantes. Las nuevas restricciones se aplicarán tras su publicación en el boletín oficial autonómico, prevista para el martes. En Palencia ya se habían decretado restricciones desde el pasado 26 de septiembre en aforos y encuentros sociales, donde no se permiten reuniones de más de 10 personas. El alcalde de León, el socialista José Antonio Diez, ya había pedido a sus ciudadanos que mantuvieran la prudencia y limitaran sus encuentros sociales ante el avance del virus. El vallisoletano Óscar Puente, del mismo partido, también solicitó que este pasado fin de semana sus convecinos no salieran de casa para evitar que el aumento de la incidencia propiciara que Sanidad tuviera que confinar la ciudad.

Las medidas afectan a la movilidad para salir y entrar a ambos municipios. Portavoces del área de Sanidad de Castilla y León aseguran que a lo largo del día publicarán las condiciones concretas de esta normativa, con los matices sobre las causas de fuerza mayor o laborales que puedan permitir el acceso o la salida a ambas ciudades. El acuerdo entre el Ministerio de Sanidad y las autonomías recoge que en esta clase de intervenciones la hostelería cerrará a las 23.00 horas, los encuentros sociales se limitan a seis asistentes, se prohíbe consumir en barra y el aforo de los locales se reduce a la mitad. Las intervenciones de la Junta sobre otras localidades con un alto número de contagios, como la burgalesa Miranda de Ebro (35.000 habitantes) sí contemplaba estos factores como motivo que permitiese la movilidad de sus ciudadanos. Este mismo sábado se renovaron las restricciones sobre Íscar y Pedrajas de San Esteban (Valladolid), que llevan ya dos semanas de aislamiento por los contagios, con transmisión comunitaria, de la covid-19. Ambos núcleos ya pasaron otros 14 días con limitaciones en agosto, cuando un brote procedente de una planta avícola conllevó un alto número de positivos.

El Ejército amplía su despliegue a 13 provincias y 1.100 militares
El Ejército amplía su despliegue a 13 provincias y 1.100 militares

Los servicios jurídicos de la Junta de Castilla y León, región que ha aplicado medidas con rotundidad desde que comenzó la pandemia para intentar contener el impacto de la crisis sanitaria, se encuentran reunidos para determinar a partir de qué hora se decreta el cierre. La consejera ha recalcado que son medidas para “proteger la salud”. Verónica Casado asegura que ha comunicado las medidas a los alcaldes de ambas ciudades, que tienen elevados datos de incidencia acumulada. El presidente autonómico, Alfonso Fernández Mañueco, del PP, ha afirmado que la situación epidemiológica exige tomar “nuevas medidas para la protección de la salud” en León y en Palencia. Mañueco ha agradecido la colaboración de las instituciones locales y ha recordado la importancia de la responsabilidad individual para contener la pandemia.

Más allá de las peticiones del ministerio

Los registros que han implicado esta orden del Gobierno castellanoleonés se deben a que Palencia ha alcanzado los 536,71 casos por 100.000 habitantes, mientras que la capital leonesa llega a los 510,45 positivos en ese mismo volumen de población. Aunque la ciudad palentina no llega a los 100.000 habitantes y no se incluye dentro de los parámetros nacionales del Ministerio de Sanidad, la Junta sí tiene potestad para determinar el confinamiento, como ha ocurrido con otras localidades del territorio. La tasa media de la comunidad se queda en 374,3 infectados por 100.000 habitantes, ligeramente superior a la cuantificada en Valladolid, otra ciudad donde el riesgo de confinamiento estaba muy presente. La consejera ha insistido en que la tendencia de las últimas semanas se ha aplanado en Palencia y León, pero que no se haya reducido ha desembocado en esta intervención. Asimismo, ha admitido que son los grandes núcleos de Castilla y León donde se están dando más contagios, y ha recalcado que solicitarán a los policías un mayor seguimiento de las personas aisladas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *